Keep me informed

Subscribe to our email alert service.

Follow us:

Estrés Oxidativo

La oxidación es un proceso bioquímico de pérdida de electrones, asociado a otro de captación (reducción). La oxidación es fundamental para la vida, pues participa en la obtención de la energía celular. El estrés oxidativo aparece cuando se altera la homeostasis óxido-reducción intracelular. Este desequilibrio entre prooxidantes y antioxidantes se puede producir por una excesiva producción de especies reactivas de oxígeno (EROs) y/o por deficiencia en los mecanismos antioxidantes, conduciendo al daño celular, en tejidos y órganos.

El estrés oxidativo es responsable del envejecimiento prematuro y está involucrado en numerosas enfermedades (cardiovasculares, neurológicas, degenerativas y ciertos tipos de cáncer).

De las muchas reacciones asociadas a una producción excesiva de EROs, las más significativas y ligadas a efectos adversos conocidos son:

  • Oxidación de lípidos: la cual juega un papel muy importante en el proceso de aterosclerosis. Biomarcadores de peroxidación lipídica son: malonildialdehido (MDA), hidroperóxidos y dienos conjugados.
  • Oxidación de proteínas: la cual da lugar a una ruptura de cadenas y formación de agregados, con la consiguiente pérdida de actividad proteica. Biomarcadores de este proceso son los productos de oxidación de proteínas o AOPP.
  • Oxidación de carbohidratos: la cual da lugar a la glicación de proteínas o AGEs, que a su vez puede causar lesiones celulares. Un biomarcador de este proceso es la hemoglobina glicosilada.
  • Oxidación del ADN: tanto a nivel del ADN mitocondrial como del nuclear. Esta puede producir mutagénesis espontánea, pudiendo estar implicada en la carcinogénesis. Un biomarcador de este proceso es la 8-OH-deoxiguanosina.

En la evaluación del estrés oxidativo también es conveniente el análisis de los factores prooxidantes, para el control de los mismos, como:

  • Metales prooxidantes: como el hierro y el cobre.
  • Proteínas fijadoras de metales prooxidantes: como la ceruloplasmina, la transferrina, la ferritina, el % de saturación de la transferrina y la capacidad total de fijación de hierro (CTFF).

Los mecanismos antioxidantes que ayudan a combatir el exceso de producción de EROs, neutralizándolos, son:

  • Antioxidantes enzimáticos: como la superóxido dismutasa (SOD) y la catalasa.
  • Cofactores de enzimas antioxidantes: como el cinc en eritrocitos y el selenio.
  • Antioxidantes no enzimáticos endógenos: como el ácido úrico, la bilirrubina, la albúmina, el coenzima Q10 y los tioles totales.
  • Antioxidantes no enzimáticos exógenos: como las vitaminas A, E y C, el palmitato de retinol, los carotenos, la luteína y zeaxantina, el licopeno y la b-criptoxantina.

Los perfiles de estrés oxidativo disponibles en nuestro laboratorio (consultar composición) son:

  • Perfil de OR inicial (código CH2)
  • Perfil de OR básico (código ORB)
  • Perfil de OR intermedio (código CH1)
  • Perfil de OR avanzado (código OR)
  • Antioxidantes enzimáticos (código AENZ)
  • Poder antioxidante total (código PAT)

La evaluación del estado oxidativo está especialmente indicada en:

  • Personas que deseen controlar el proceso del envejecimiento
  • Personas que deseen prevenir las enfermedades relacionadas con el estrés oxidativo
  • Personas con antecedentes personales o familiares de enfermedades relacionadas con el estrés oxidativo

Se aconseja la evaluación del estado oxidativo especialmente a partir de los 40 años.

Muestra: suero, plasma, sangre total (EDTA) y orina, dependiendo del perfil analítico solicitado.
SYNLAB     Copyright © 2011-2017 SYNLAB. All rights reserved
Siguenos en:  
criado por mediadetails - comunicação interactiva